Se acercan las vacaciones de Pascua y, si no tienes planes, una excelente recomendación es descubrir la Semana Santa de Alicante. Las actividades de esta festividad de la Costa Blanca han sido declaradas Fiesta de Interés Turístico de la Comunidad Valenciana. Saetas, procesiones por los barrios más populares, cofradías desfilando con sus clásicas vestimentas y bandas de cornetas y tambores imprimiendo un ritmo doloroso a los desfiles. Un buen número de razones por las que acercarse a esta ciudad mediterránea.

Tradición y ocio en Alicante (Costa Blanca)

La oferta cultural y de ocio de Alicante te ofrece grandes posibilidades durante Semana Santa. Gracias a al excelente clima durante la época primaveral, disfrutarás de los actos religiosos y sus playas y parques naturales.

Los actos religiosos comienzan el Domingo de Ramos, con la Burrita, procesión por el centro de Alicante. Vecinos y visitantes desfilan con sus tradicionales palmas.

El Lunes Santo es tiempo para las estaciones de penitencia. Destaca por el entorno en el que desfila el Morenet, en el barrio marinero del Raval Roig.

El paso de Nuestra Señora de los Dolores y San Juan de la Palma, que desfila el Martes Santo, posee el honor de ser el segundo palio más alto de España. Algunos de estos pasos son portados por más de cien costaleros bailando al ritmo de las bandas.

El barrio antiguo de la ciudad es el escenario de la salida de la Hermandad de la Santa Cruz durante el Miércoles Santo.

El Jueves Santo es el día de Semana Santa durante el que más cofradías desfilan. Al día siguiente, se celebra la procesión del Santo Entierro. Y, finalmente, el Domingo de Resurrección, la Plaza del Ayuntamiento sirve de lugar de encuentro entre el Resucitado y la Virgen de la Alegría.

Si añades a estas celebraciones el atractivo de descubrir sus preciosas playas, no puedes descartar este plan perfecto de Semana Santa.