Cada vez son más las iniciativas ciudadanas que intentan concienciar de la importancia de cuidar nuestro planeta. Una de ellas es Ecoaltea, una feria sobre la ecología, lo alternativo y la biodiversidad, que se celebra cada año en la localidad alicantina de Altea.

La ecología como diversión

En esta feria sostenible tiene cabida cualquier evento artístico-cultural o gastronómico que apueste por un mundo mejor. Buscan apelar a un “ser humano consciente proyectado hacia el respeto y la paz”.

Para ello no escatiman en actividades, todas ellas a mediados del mes de octubre. En esta edición se cumplen 11 años desde que tomaron la decisión de reunirse por primera vez. La idea era y sigue siendo, reunir propuestas para construir este acontecimiento, al que podrás acceder de forma gratuita, capaz de mover conciencias.

La biodiversidad en Altea

Este hermoso pueblo de la Costa Blanca es el lugar perfecto para proponer acciones para un mundo más justo, solidario y autosuficiente. A orillas del Mediterráneo, ecoaltea te muestra la cara más amable de una feria.

Actuaciones musicales, teatro, batucadas, cantos espirituales… todo ello, en una dinámica familiar que cada vez cuenta con más seguidores. Estos actos sirven de soporte a un sinfín de stands con productos orgánicos, biológicos y alternativos.

Además, está la parte de Ecoaltea, en la que se invita al público a reflexionar sobre cuestiones necesarias para alcanzar un fin común: la apuesta por lo diverso y el trabajo para la eficiencia ecológica, alimentaria y energética.

A lo largo de los días de feria, tendrán charlas, coloquios y conferencias con un marcado acento colaborativo. Podrás acceder a información de habitantes de eco-aldeas, oír a especialistas sobre el reciclaje y la gestión inteligente de deshechos o comprar productos artesanales y alimentos ecológicos.

Si existe una feria que crece a un ritmo imparable, esa es Ecoaltea, donde te demuestran edición a edición, que otro mundo es posible.